El peligro de los chistes: El miedo y el odio como método de gobierno

Gobiernan a base de miedo y odio

No hay proyecto político para dar respuestas a los problemas de la gente: el alto paro, el aumento de la precariedad, las pensiones congeladas, el desmantelamiento de la sanidad, los recortes en educación, eliminación de ayudas para dependencia… Y por eso recurren a las emociones más poderosas como son el miedo y el odio.

Dice DANI MATEO acerca de su juicio por atentar contra los sentimientos religiosos:

Esto es político, esto no es religioso, no tiene nada que ver. Porque hay una campaña clara de miedo, y entonces la risa es el antídoto del miedo, y no viene bien. Por eso a esta pobre chica Cassandra le cae lo que le cae por poner unos chistes de Carrero Blanco, por eso a César Strawberry le cae lo que le cae, y por eso a mi me denuncian por decir que la cruz del Valle de los Caídos es una mierda, porque van a saco, a asustar al personal, porque así luego la gente va con más miedo y dice: “No… esto cuidado, aquí no nos vayamos a mover…”

El miedo paraliza, no te deja pensar y es el gran aliado de los conservadores para parar el cambio.

Viene bien recordar lo que decía el gran José Luis Sampedro:

“Gobernar a base de miedo, es muy eficaz. El miedo hace que no se reaccione, el miedo hace que no se siga adelante. El miedo es mucho más fuerte casi, desgraciadamente que el altruismo, que el amor, que la bondad. El miedo nos lo están dando todos los días en los medios de comunicación.”

«Que la gente acepte los recortes y los vea casi necesarios se debe a una de las fuerzas más importantes que motivan al hombre; el miedo. Gobernar a base de miedo es eficacísimo. Si usted amenaza a la gente con que los va a degollar, y luego no los degüella, pero los explota, los engancha a un carro… Ellos pensarán; bueno, al menos no nos ha degollado».

Los chistes son una forma de desobediencia, que cuestiona la autoridad, a lo establecido, y el mejor antídoto frente al miedo. Ellos quieren tener el control total para tener la hegemonía. Tienen el sistema educativo, y los grandes medios de comunicación, los principales métodos de propaganda, de creación de ideología y opinión pública. La batalla cultural es fundamental en la creación de una forma de pensar, que es la clave para legitimar luego su gobierno mediante las urnas.

Hay chistes de todas las ideologías, pero ¿por qué solo acaban en el juzgado los de un lado?

Ellos manipulan y no entran en el debate de los chistes. Niegan que nadie sea condenado por chistes, ni por ideologías donde perderían la batalla. Por tanto lo llevan al terreno de la “ofensa a sentimientos religiosos”, “enaltecimiento del terrorismo”… etc.

El ministro de Justicia Rafael Catalá asegura que:

“En España no se condena a nadie por hacer chistes”, “no es conveniente mandar el mensaje de que se penaliza el humor”.

Pita Hermida

Si nunca juegas con fuego te morirás de frío. Un mundo mejor es posible. Confiar porque sí se puede.