DIA DE LA MUJER

De todos es sabido que el día 8 de marzo es el día mundial de la mujer trabajadora y luchadora. Los días que anteceden siempre están llenos de actos, conmemoraciones y condecoraciones. Todo esto está muy bien pero debería hacerse todo el año y no centrarse alrededor de esta fecha.
Solo se acuerdan en estos actos antecesores al día de la mujer de los derechos, igualdad de oportunidades…… pero hay muchas mujeres que son inexistentes para el mundo, que incluso en el día señalado lo pueden celebrar. Hay un largo camino por hacer.
Yo como mujer no estoy de acuerdo en que se acuerden de nosotras unos días al año y punto. Nosotras luchamos todos lo día en nuestros hogares, trabajos, en la sociedad…… somos mujeres luchando por un mundo más justo para nosotras y sobre todo para los demás.
Es denigrante que un no tengamos los mismos salarios que los hombres, aun incluso teniendo mas capacidad que ellos, en cuanto al puesto de trabajo se refiere. También me parece muy mal el machismo que un impera en los hogares donde hay mentes jóvenes, pero muy cerradas donde solo ven las tareas del hogar en exclusividad para nosotras. Esto hay que empezar a cambiarlo ya que por desgracia aun queda mucha gente con esa mentalidad.
A las mujeres aun nos queda mucho que conquistar y no va a ser fácil. Podemos mirar hacia el pasado y ver la gran labor que realizaron muchas de ellas, no fue fácil pero ellas nunca se rindieron ante las adversidades. Por ejemplo:
Dolores Ibárruri “La Pasionaria” que destacó con su lucha en la 2º Republica y en la guerra civil.
Clara Campoamor gran defensora de los derechos de la mujer y la principal impulsora del sufragio femenino en España.
Mariana Pineda gran heroína española en la cusa liberal del siglo XIX.
Rosalía de Castro una excelente poetisa y novelista española.
Podríamos mencionar a muchas más que consiguieron grandes logros. Pero también están aquellas anónimas que lucharon por sus creencias como Las 13 Rosas de Guillena que fueron fusiladas durante la guerra civil española.
Aun nos queda mucho trabajo por delante y más con los varapalos que estamos sufriendo en la actualidad, en cuanto a derechos se refiere. Tenemos el ejemplo del retroceso a la ley del aborto.
Os pido que para todas nosotras y todos vosotros cada día sea 8 de marzo y que la lucha no decaiga nunca y siempre recordando que unidos somos más fuertes.